Zombieland – Columbus y Tallahassee.

Cuando me recomendaron Zombieland, leí por primera ves el nombre del director Ruben Fleischer. Desconozco de su trabajo antes de dicha película, pero se que en 2011 dirigió 30 minutos o menos, una comedia protagonizada también por Jesse Eisenberg.

Zombieland es una combinación extraña, más diría, algo experimental, o que, por lo menos yo, acostumbro a ver poco. La película está ambientada en un Estados Unidos donde ha ocurrido la apocalipsis zombie. Columbus es un joven (me encanta el estilo de actuación de Jesse) que sobrevive día a día, midiendo sus acciones por una serie de reglas que el mismo se dicta.

Woody Harrelson alias "Tallahassee"

Columbus conoce a Tallahassee (la leyenda: Woody Harrelson), y luego, a Emma Stone y a Abigail Breslin (la chiquita de Pequeña Miss Sunshine).

Desde un principio, pareciera que Zombieland no se encasilla en ningún género, como principal característica de filmación. Sostiene todo el tiempo, y como principal motor, un humor muchas veces ácido y de situación. La acción es algo detallista, y, con exageración, roza algún parámetro gore de no muy exagerado volumen.

El elenco tiene dos estrellas que garpan la hora y media: Jesse (Mark Zuckerberg en La red social), y Woody (al que venero desde que encarnó a Mickey Knox en Asesinos natos).

La mayoría de los filmes se enmarcan en una categoría determinable, naciendo así las películas de terror, o acción, o comedia. En el caso de Zombieland, no puedo decidir que género es el determinante.

Este factor puede transformar a esta obra en un fracaso, o en un producto original y extravagante. Durante algunos momentos, me sentía perdido. No sabía si debía tener miedo o reirme. Esta inseguridad es efectiva, siempre y cuando exista un hilo conductor que nos ayude a mantenernos en la historia y no perdernos.

Ruben Fleischer

Si bien hay momentos viendo Zombieland donde no se sabe que pensar, esta peculiaridad actúa como una ventaja y una desventaja, dependiendo el tipo de espectador que se decida a verla.

La película de Fleischer es, ante todo, un experimento interesante y, a causa de las sangrientas escenas de acción, o el humor que Jesse implanta implícitamente en cada uno de sus personajes, no deja de ser entretenida.

Anuncios

The birds – Los pájaros atacan.

The birds es un filme relativamente antiguo (1963), que nos relata la historia de Melanie (una muy jovencita Tippi Hedren), una chica de alta sociedad que vive en San Francisco, y que conoce, en una tienda de aves (es interesante ver como Hitchcock introduce al protagonista negativo de la obra de esta manera) a Mitch, un abogado que vive en una pequeña localidad cerca de San Francisco llamada Bodega Bay.

Este pueblo es una región tranquila y poco habitada. Cuando Melanie llega, los pájaros que viven en la zona comienzan a volverse locos, y atacan (cada ves más agresivamente) a los pobladores de Bodega.

Tippi Hedren

Hithcock es de dar introducciones largas a sus películas. Sin duda que para alguien cuya “pupila de cine” no está acostumbrada a películas variadas, juzgará a ésta como aburrida en su primera parte. Esta introducción nos mete en una sociedad sana (las sociedades que crea el londinense siempre lo son) que no aparenta ninguna maldad, por lo cual, no podemos concebir algún crimen, o mucho menos, un asesinato.

De manera gradual, los ataques comienzan a ocurrir, primero aislados, luego continuos, y crece en nosotros una interrogante muy famosa en la historia del cine hollywoodense: ¿Por qué atacan los pájaros?

Hablando del cine de Hitchcock en general, cuando un protagonista está dispuesto a morir, no ocurre inmediatamente, sino que hay un proceso previo en el cual se introduce la idea al espectador (podría citar como antagónico a Scorsese en “Los infiltrados”).

Uno de los factores claves de este filme es el final (Spoilers). Es una conclusión muy abierta. En esta última escena, Melanie y los Brenner huyen de su casa refugiados en el auto de la familia. Mientras un grupo inmenso de pájaros observa la escena, el automóvil se aleja en el horizonte, mientras el cielo nublado es violado por un rayo de luz.

La respuesta nunca está. ¿Cuál es la razón para la forma de comportar de las aves? ¿Qué tiene que ver con la llegada de Melanie a Bodega? ¿Por qué mantienen una tregua momentánea y permiten a los protagonistas huir ilesos?

Alfred Hitchcock

Esta película genera cuestiones vitales en nuestra vida (así como nuestra posición en el mundo y la existencia del mal y la de dios). Tal vez nos quedamos con la imagen de los pájaros como enemigos, tal ves no, pero al terminar de rodar la cámara, el espectador se queda con un sabor amargo en la boca, el de la incertidumbre.

A %d blogueros les gusta esto: